Senegüé

Huesca

Senegüé es una pequeña localidad oscense del Alto Gállego que se asienta sobre una antigua morrena del glaciar que formó el valle de Tena. Por este motivo, el visitante podrá encontrar en el pueblo el Centro de Interpretación de los Glaciares.

El núcleo se articula en torno al edificio parroquial. En la iglesia de Nuestra Señora de la Asunción (s. XVIII) se conservan retablos barrocos (San Lorenzo, Nuestra Señora del Rosario y San Francisco Javier) y uno medieval (Virgen del Collado). Además, desde Senegüé se puede acceder a la interesante ruta de las iglesias románicas del Serrablo.

Uno de los principales atractivos de la localidad es la posibilidad de practicar diversos deportes de aventura (como parapente, barranquismo, rafting y piragüismo) y deportes de invierno en sus proximidades.